El Garaje Algabeño

El Garaje Algabeño
Mercedes Benz O317K "Jägermeister" de Minichamps (c) 2017 Antonio Sivianes Gaviño

sábado, 24 de septiembre de 2011

Renault 12 Gordini TL de IXO/Altaya




Pertenece a la colección francesa de kiosko "Nuestros queridos coches de antaño", ed. Altaya.

La berlina de clase media Renault 12 aparece en Francia en 1969 como sustituto del poco exitoso Renault 10, dotado de un motor de cuatro cilindros en línea, eje trasero rígido y algunas novedades en comodidad interior como el maletero iluminado, el reposabrazos central, espejos de cortesía y, sobre todo, su calandra de plástico negro.

La versión del Renault 12 más potenciada, destinada para el mercado francés y aparecida en 1971 se denominó "Gordini". Este vehículo se merece capítulo aparte debido a su carácter deportivo. Obtenía una velocidad máxima de 185 Km/h gracias a su motor de litro y medio y 113 CVs, altamente modificado en los talleres del "brujo" Amadeo Gordini. Los cambios afectaron a la alimentación (dos carburadores horizontales de doble cuerpo Weber), cigüeñal, árbol de levas y la adición de un radiador de aceite. Disponía de una caja de cambios de cinco velocidades y el equipo de frenos era de discos a las cuatro ruedas. Además llevaba un depósito de combustible modificado para albergar 89 litros y la boca de llenado no iba al lado de la placa de matrícula trasera como era habitual en los demás R12.

Como era natural, para diferenciarlo externamente se pintó con el famoso color "Azul Francia", con bandas blancas, toma de aire en capó, faros antinieblas y llantas de cinco pulgadas. En su habitáculo llamaba la atención su volante de tres brazos, el cuentarrevoluciones y tapicería específica. Y para quien no tuviese bastante, Gordini proporcionaba un kit de competición que servía para correr en la Copa nacional Gordini, celebrada entre 1971 y 1974.

Esta versión nunca apareció en España , teniéndonos que conformar con la TS (más enfocada hacia el confort). Ni que decir tiene que un Gordini en buen estado es una pieza muy valiosa para el aficionado, llegándose a cotizar bastante hoy en día.







En cuanto a la miniatura, en líneas generales corresponde a lo esperado en cualquier coleccionable de Altaya, aunque en esta ocasión el molde y el detallado externo parecen un poco por encima de la media, llevándose la nota negativa el aspecto de las luces traseras y la monotonía del interior. Sin embargo, es un modelo muy atractivo y que luce vistosamente en la vitrina; todo un clásico que sería una pena perderse.




















martes, 13 de septiembre de 2011

Pegaso Comet "Frutas y verduras María Fernanda" de IXO/Altaya



Pertenece a la colección "Camiones de Antaño", edición francesa.

Fruto de la colaboración entre el fabricante inglés Leyland y la empresa constructora española de camiones ENASA (propiedad del Estado) nace en 1961 el Comet, siendo un modelo mucho más barato de producir que su antecesor el famoso "Barajas". Éste sufría la competencia de Barreiros (mucho más asequible), por lo que se hacía necesario la comercialización de un vehículo capaz, práctico y económico... aunque su fiablidad resultó al final ser mítica, con algunas unidades que funcionan perfectamente hoy en día.

El primer modelo comercializado fue el Comet 1090, equipado con un motor de gasoil con seis cilindros y un cubicaje de seis litros y medio, rindiendo los 125 CVs  que bastaban para acarrear cargas de hasta 8 toneladas a una velocidad de 100 Km/h. Posteriormente llegarían versiones más ligeras y pesadas (Super Comet, 16 toneladas), manteniéndose en línea de producción nada menos que hasta 1977, siendo en España algo parecido al caso del SEAT 600 en el mundo de los automóviles por la cantidad de unidades vendidas de este camión y su legendaria robustez.










La miniatura de Altaya tiene el mérito de inaugurar la serie de camiones clásicos europeos comercializados en puntos de venta de prensa a un precio muy asequible. El ámbito de la venta de camiones en miniatura a 1:43 era coto reservado prácticamente a las clásicas marcas alemanas como Minichamps o SCHUCO, pero en esta ocasión IXO presenta unos modelos bastante dignos y fieles en las cabinas, aunque no tanto en las cajas (éstas son en plástico de no muy buena calidad, siendo la cabina de metal). El modelo "francés" me gusta mucho más que el equivalente español, de color blanco y verde, ambos con una cabina bastante fiel y detallada (no tanto en el interior). Los bajos son correctos sin más y el detallado externo está a buen nivel, pero lo mejor fue el precio de lanzamiento de este primer modelo (en torno a los cinco euros) y la facilidad que tiene para ser mejorado y/o rediseñado, circulando por las webs especializadas imágenes de modelos muy mejorados sobre esta base.
























Berliet GLR "Calberson" de IXO/Altaya



Pertenece a la colección francesa "Camiones de antaño" de la editorial Altaya.

El GLR fue un camión de cabina atrasada fabricado en Francia entre 1949 y 1977, llegando a ser elegido en este país como "Camión del Siglo". En el momento de su lanzamiento, el GLR disponía de un motor Diesel de ocho litros y cinco cilindros que rendía 120 CVs, teniendo una MMA de 13,5 toneladas de las cuales 7 toneladas eran de carga útil. La dirección era por tornillo sin fin y desplamiento de bolas y la amortiguación delantera hidráulica, siendo esto una novedad por aquel entonces. Los frenos tenían asistencia por aire comprimido y la caja de cambios era manual de cuatro velocidades. Otras características fueron el asiento del conductor regulable en altura y en el primer momento fue opcional la calefacción y el desempañador.

La cabina de este modelo era monocasco, en acero, y se distinguía por sus faros integrados en ella y las suaves curvas del capó y los paragolpes. Con el tiempo su diseño se fue haciendo más rectangular (cabinas M3 Relaxe) pero este tipo de cabina con morro fue perdiendo el favor de las empresas de transporte y el modelo, a pesar de todos los cambios (incluyendo mecánicos) que se le fueron efectuando desapareció a finales de los 70. No obstante, prosiguió su carrera comercial en algunos paises africanos, donde era perfectamente válido y legendario por su resistencia, siendo fabricado hasta 1984 por Renault Vehículos Industriales ya que en 1980 la marca Berliet había desaparecido.


Esta miniatura del Berliet fue una de las primeras en aparecer bajo la colección de los camiones de Altaya, habiéndose explotado mucho el molde ya que se le acopló diversidad de cajas en varias decos. Yo mismo poseo otro portugués bastante "resultón" pero éste de la empresa de mudanzas Calberson me parece el más entrañable y llamativo hasta ahora. Como solía suceder en esta colección la cabina está varios puntos por encima de la terminación de la caja, pero eso no quiere decir que ésta sea mala ni mucho menos. Simplemente se nota mucho el contraste entre el metal de la cabina y el plástico de la caja de transporte, pero todo el conjunto está muy bien decorado y el conjunto es bastante destacable también por su asequible precio.


















Citroën C4F "Michelin" de IXO/Altaya



Pertenece a una colección francesa sobre Michelin.


El modelo comercial ligero C4F deriva de la berlina C4 de Citroën, aparecida en octubre de 1928. Este modelo era bastante avanzado para su época gracias a su moderno motor refrigerado mediante bomba de agua y un encendido por distribuidor Delco-Rémy. El bloque contaba con una cilindrada de 1.6 litros y cuatro cilindros y proporcionaba la potencia suficiente como para lanzar al vehículo a una velocidad cercana a los 100 Km/h.

El modelo recibió mejoras mecánicas que afectaron a la longitud de los pistones y juntas de cardán (modelo C4 III) y apareció con diversas carrocerías. La C4F era la denominación técnica recibida para la variante de transporte ligero, siendo muy famosa su adaptación a semioruga la cual dio gran publicidad a Citroën cuando emprendió sus célebres expediciones de exploración por Afríca (Crucero Negro), Asia (Crucero Amarillo) y América (Crucero Blanco, que no llegó a su final).

Finalmente toda la serie desaparece en 1932 en favor del modelo Rosalie y tras haberse construido unos 121.000 ejemplares.


Bonito y vistoso modelo de Altaya, con un simpático recordatorio de Bibendum acerca de la necesidad de inflar nuestros neumáticos todos los dias 1 y 15 del mes (lo que hoy es completamente innecesario!). Es un modelo fino y bien terminado, con un buen molde rematado por un convincente frontal. El interior peca de sencillez, pero el modelo por lo que cuesta ofrece bastante y resulta mejor terminado que otras propuestas como la que ofrece Solido.










Citroën BX 19 TRS de IXO/Altaya



Pertenece a la colección de kiosko "Nuestros queridos coches años 80" de la Ed. Altaya.


El BX fue producido entre 1982 y 1994 según un diseño de Marcello Gandini, pensado para sustituir al exitoso modelo GS. Durante toda su vida comercial se vendieron más de dos millones de unidades hasta que llegó su relevo el Xantia, pero al fina de su carrera tuvo que competir con el ZX (un modelo más moderno pero también de corte más clásico). Fue elegido como "Coche del Año" en España en 1984 y aparte de la carrocería berlina tuvo una versión familiar denominada "Evasion" realizada por Heuliez, aunque no era demasiado estética.

En España estuvo presente con bloques diesel (con y sin turbo) y gasolina, con potencias de entre 60 y 160 CVs (GTi). Sin lugar a dudas las motorizaciones más vendidas en España fueron la 1.4 de gasolina con 72 CVs y para los profesionales del volante la diesel 1.9 de entre 65 y 71 CVs, económico y duradero. Los BX existieron con muchos niveles de acabado (quizás con una terminación un tanto frágil y que abusaba mucho de los plásticos) pero sobre todo era un vehículo tecnológicamente avanzado, ya que contaba con la famosa suspensión hidroneumática de Citroën, ordenador de a bordo (GTi), ABS y tracción total opcionalmente. También tuvo versiones para la competición, siendo destacable el modelo 4TC de 200 CVs con turbo y destinado a competir en el famoso Grupo B del Mundial de Rallys.








La miniatura de Altaya es bastante fiel al original, destacando sus llantas de aleación y el molde. Como suele suceder en esta colección el pintado es algo grueso pero los detalles externos están bien resueltos y el interior es aceptable. Buenas luces traseras y matrículas cuidadas redondean una miniatura que se puede encontrar a muy bajo precio y que existe también en versión policía.



















SEAT 1400 de IXO/Altaya



Pertenece a la colección SEAT de kiosko, editada por Altaya.

El primer modelo de SEAT fabricado en la planta de Barcelona (Zona franca), producido entre 1953 y 1964 sobre la base del italiano FIAT 1400 presentado en 1950. De clara influencia americana, era un coche de lujo en aquella época (años 50) para una España que luchaba por salir de las consecuencias de la posguerra y terminó siendo sustituido por el modelo 1500. Se totalizaron casi 100.000 unidades en sus diversas variantes (1400, 1400A, B, B Especial y C).

El 1400 era idéntico a su hermano transalpino, siendo ambos unos coches de concepción bastante moderna para la época por llevar chasis monocasco. La línea estaba enmarcada en el tipo de carrocerías "Pontón", caracterizadas por llevar los guardabarros integrados en la misma carrocería, pero con esta base se construyeron también variantes familiares de 5 puertas, furgonetas acristaladas o no, limousinas, fúnebres y ambulancias o la habitual descapotable del carrocero catalán Serra.

El motor de estos vehículos era un cuatro cilindros en línea alimentado por gasolina que cubicaba 1.395 cm3, proporcionando unos 45 CVs. Con ese motor, el 1400 podía alcanzar unos 120 KM/h (una velocidad casi imposible de alcanzar por aquel entonces en las maltrechas carreteras españolas de aquellos años) con un buen confort de ruta. Aunque fue el primer SEAT en ser fabricado no fue tan recordado como el 600 pues era realmente un coche caro y al alcance de muy pocos.



La miniatura de Altaya mantiene un buen tono general a pesar de algún defecto como esas enormes ruedas y fallos de documentación (evidentes en la calandra). Quizás lo encuentro más conseguido que otras miniaturas efectuadas sobre su hermano el FIAT pero todas son bonitas y agradables, merecedoras de estar en nuestra colección.











lunes, 12 de septiembre de 2011

IVECO A55 F13 "Carabinieri" de Grani y Partners para DeAgostini



Pertenece a una colección temática italiana sobre los "Carabinieri" de la Ed. DeAgostini.

La Officine Meccaniche (OM) era un constructor de vehículos industriales (auqnue al principio también fabricaba automóviles) fundado en 1899 en Milán que acabó por formar parte del imperio FIAT a través de la marca IVECO en 1975.

En la posguera italiana que siguió al final de la II Guera Mundial, OM inició una serie de camiones que llevaban curiosos nombres de animales (Tigrotto, Leoncino, Tigre, Lupetto, Cerbiatto...) cambiando posteriormente a denominaciones numéricas al integrarse el constructor en FIAT Veicoli Industriali, conocida a partir de 1975 como IVECO.

Los modelos de OM se caracterizaban por unas formas cuadradas y muy sobrias, que solamente cambiaban en el aspecto de la calandra y poco más. Tuvieron que llegar los nuevos tiempos con IVECO a mediados de los años setenta para que las cabinas realmente cambiasen en amplitud y comodidad en la revolucionaria segunda serie del modelo OM 100. IVECO propuso vehículos para las fuerzas del órden italianas (los famosos "carabinieri") bajo las siglas 55-13 y 55-14, correspondientes a furgones blindados dotados con un motor diesel de tres litros y medio y 82 CVs de potencia, capaces para una MMA de 5.650 Kgs. Otras series fueron destinadas incluso a la policía alemana y en tiempos recientes fueron sustituidos por los IVECO Daily, VM-90 y RG-12.

Particularmente los A55 fueron muy utilizados por el Arma dei Carabinieri, Polizia di Stato, Guardia di Finanza o la Polizia Penintenziaria, que aunque actualmente la mayoría están fuera de servicio aun es posible ver alguno en provincias.


Este curioso IVECO/OM se nos presenta como una miniatura de un furgón/minibús de gran tamaño para transporte de efectivos policiales de la mano de la editorial DeAgostini y fabricado por la conocida Grani y Partners. Es un modelo correcto pero que presenta algunas lagunas, como la mala calidad de la pintura y un interior bastante pobre. Sin embargo, me gustó la calidad de las ruedas, el detallado externo y la fidelidad al modelo real, placas de matrícula incluidas. Ciertamente es un modelo un tanto "siniestro" pero que con el tiempo será una rareza, muy propio para los aficionados (como yo) a los vehículos industriales.















Mercedes Benz N1300 "Atestados Guardia Civil" de IXO/Altaya



De la colección "Nuestros Coches de Policía", de Ed.Altaya.

El N1300 era un vehículo comercial ligero fabricado por la empresa española IMOSA en Vitoria. Su carrocería no autoportante estaba basada en el modelo de DKW F1000 (diseñado por Fissore), con una capacidad máxima de carga de una tonelada y siendo estas furgonetas motorizadas inicialmente por un pequeño propulsor de tres cilindros a dos tiempos. Con el paso de los años fue recibiendo motores Diesel fabricados en Barcelona bajo licencia Mercedes Benz, pero el salto definitivo ocurrió en 1976 con la aparición de la N1300 (o MB 90), portando el motor OM 615 de dos litros y 60 CVs de potencia. Así, la nueva furgoneta vio aumentada su capacidad de carga hasta los 1.300 kilos (de ahí la denominación del modelo).

La gama comprendía además carrocerías minibús, plataforma alta, chasis con cabina simple y doble y Combi, además de la más común tipo furgoneta de caja cerrada. Fueron fabricadas hasta 1986, cuando apareció su sustituta la archiconocida MB 100.



Aquí tenemos un curioso modelo de furgoneta de atestados de la Agrupación de Tráfico de la Guardia Civil española, pintado aceptablemente en colores verde y blanco. El molde del modelo es bastante bueno y ciertos detalles externos cumplen (salvo las luces traseras), destacando las luces de emergencia del techo, las matrículas, ruedas y el frontal en su conjunto. El interior es demasiado simple y austero, pero si queremos un modelo algo más vistoso podemos intentar encontrar la variante de techo alto o el decorado con los colores "café con leche" de la Policía Nacional.












SAVA J4 "Bimbo" de IXO/Altaya




Pertenece a la colección "Furgonetas de Antaño" de la editorial Altaya.

SAVA (Sociedad Anónima de Vehículos Automóviles) fue un fabricante español de Valladolid dedicado a los vehículos industriales medios y ligeros, comenzando en 1952 a construir motocarros. A partir de 1961 se volcaron con la manufactura de camionetas basadas en modelos de Austin y BMC, además de un furgón con licencia de Morris (LDO 5). Durante un corto período de tiempo también ensamblaron camiones de la francesa Berliet pero quizás el modelo de vehículo comercial más recordado del constructor español fue la furgoneta J4, siendo comercializada hasta 1988 con diferentes cambios estéticos y ya bajo la marca Pegaso (ENASA había comprado la marca en los 60).


El modelo refleja una J4 de la primera serie, fácilmente reconocible por su frontal de faros redondos. Es una miniatura bonita, llamativa y muy entrañable para nosotros los españoles pues formó parte de la flota de reparto de la panificadora Bimbo durante muchos años. Bueno el molde y sobre todo el pintado, aunque como suele ser lo habitual en los modelos de esta colección de furgonetas de Altaya el interior es casi inexistente. Y, como suele ser habitual, Altaya aprovechando el molde la sacó con diferentes decos siendo quizás la más buscada la de "Asistencia SEAT Competición".












domingo, 11 de septiembre de 2011

FIAT Abarth 1000 Berlina Corsa de Metro



 Pertenece a la colección italiana "Abarth".

A finales de 1960 la firma de Carlo Abarth presentó el Abarth 850 TC (Turismo Competizione) basado en el Fiat 600 salvo en su parte mecánica y frenos. Para 1962 desarrollaba 55 CV en la versión TC Nürburgring (una serie especial para commemorar la victoria en el circuito alemán de la carrera de las 500 Kilómetros) y 57 en la TC/SS (o Nürburgring Corsa), pero Abarth consiguió llegar más lejos en la preparación al instalar un motor de un litro y 62 CVs de potencia. Los frenos de este vehículo eran a disco delante, la suspensión independiente y lograba una velocidad en torno a los 140 Km/h.

No obstante, las preparaciones deportivas llegaron a los 93 CVs (TC Gruppo 5), llevando frenos de disco en todas las ruedas, un cambio de marchas de cinco velocidades y una suspensión con reglajes deportivos. para el "hombre de la calle" pero con un piloto en su interior podía adquirir (aunque con un precio ciertamente elevado) el modelo 1000 Stradale, un pequeño coche muy divertido de llevar pero que no perdía su lado práctico a la hora de utilizarlo en el día a día.


Este modelito de Metro es uno de los que más me gustan de toda la serie FIAT/SEAT 600 que tengo, por lo discreto y lo fino de su molde. Además me encanta su pintura blanca y las llantas de chapa, los detalles externos (la trasera es muy realista) y, en menor medida, el interior. Es una miniatura de un modelo realmente raro, pues la versión Abarth que normalmente vemos es la TC con el radiador delantero y la tapa del motor abierta y no la "callejera" Stradale, que a mí personalmente me atrae más.











Por fin mi Blog!




Entonces decidí poner un poco de orden en mi colección y lo hice a través de este Blog...
Que qué es lo que colecciono? Pues señores, nada más y nada menos que reproducciones de vehículos (industriales en su gran parte) a escala 1:43 que cumplan estas premisas:

1) Que tengan buen precio.
2) Modelos que me gusten, sobre todo por criterios estéticos (esto es subjetivo, claro) o por interés histórico.
4) De cierta calidad. Salvo alguna y honrosa excepción, lo siento por Cararama...
4) Y sobre todo, que sean vehículos industriales (la profesión me tira...).

Pero al final, con que cumpla dos o tres premisas el modelo "se viene para casa".


Por qué todo esto?
Venía "rebotado" de coleccionar a 1:18 pero en camiones y autobuses no hay casi nada (sobre todo por lo enormes que son y las astronómicas cantidades que cuestan, aunque viendo lo que se gasta uno en 1:43 cualquiera lo diría). La variedad es enorme y el nivel de detalle es muy aceptable.

En fin, visitante, ponte cómodo si quieres y entretente un poco con mis camioncitos y demás. Para mí, coleccionar estos modelos forma parte de una aventura que no sé cuando terminará. No es lo mismo que verlos en las vitrinas, pero si buscas algún modelo del cual quieras información no olvides que aquí estoy para responderte a cualquier pregunta.

Por San Ebay, arrancamos motores!!




                                                           Mi coche a escala 1:1.